Etiquetas

sábado, 25 de junio de 2011

THE SIX SHOT REVIVAL "GREATEST HITS VOL. 1" 2011

Hace unos dias, volvi a ver una vieja peli que me gustaba mucho de chaval, "Trick or treat", que aqui la llamaron "Muerte a 33 r.p.m.", no es que sea nada del otro mundo, pero era una peli que trataba sobre un chaval que le molaba el heavy, y le hacian la vida imposible en el instituto. Este estaba obsesionado con un cantante, que muere y vuelve de la muerte, para cargarse a todo el que se pone por delante. Lo mas curioso, era que Gene Simmons trabajaba en la peli, haciendo de locutor de radio, y la aparicion de Ozzy, como predicador, al mas puro estilo ochentero, advirtiendo a las descarriadas almas de los jovenes sobre el peligro del rock.


Y es que en aquellos dias, sobre todo en los U.S.A., el rock era atacado por fanaticos religiosos y otros estamentos, solo hay que recordar el infame P.R.M.C., capitaneado por la mujer de Al Gore, Tipper, dispuesta a acabar con aquel rock segun ella depravado. No es el unico caso del choque religion/rock, a los Beatles les organizaban hogueras donde quemaban sus discos, porque  John Lennon dijo aquello de 
“Somos más populares que Jesús ahora, no sabemos que desaparecerá primero, el rock and roll o el cristianismo”, o cuando la iglesia catolica en el 92, consiguio que Iron Maiden no tocara en Chile, porque decian que "The number of the beast" tenia mensajes satanicos.

En nuestro pais, afortunadamente, el grado de locura no llego a tanto, aunque a final de los 80 y principio de los 90, habia algunos folletos de los testigos de Jehova, traducidos literalmente de sus hermanos yankees, que resultaban pateticos, atacando al rock, no hubo una corriente u organizacion contra los "herejes" rockeros. Pero claro, a nivel personal, si que hubo y hay casos de fanatismo religioso, que veian en el rock al mismisimo Belcebu. Tenia un colega, que era punk, cuya madre era testigo de jehova. Y siempre le teniamos que guardar los discos que se compraba, porque disco que su madre le pillaba en casa, disco que iba a la basura sin remision, pero es un caso en particular, tengo compis en el trabajo que tambien han elegido esta opcion religiosa, y a pesar de sus particularidades y peculiaridades -y algun pensamiento en mi opinion bastante retrogrado, algo de lo que tampoco se salvan los catolicos-, son gente sin  prejuicios o no demasiados.

Y es que los fanatismos obsesivos son peligrosos, ademas de incomodos. Cuando vivia en Madrid, sufri el acoso obsesivo de una tipa, y esto os lo prometo por San Rory que estes en los cielos del rock, que se pegaba todo mi turno dando vueltas alrededor mia, e incluso empujaba e insultaba a alguna que otra compañera que se paraba a hablar conmigo. Mas de una vez me seguia hasta el metro, donde la tenia que despistar para que no me siguiera a casa. Al principio era divertido y tenia su aquel, despues comenzo a ser pesado y cansino, incluso al final un par de veces incluso llego a acojonarme, menos mal que al final consegui quitarme de encima a aquella majadera.

Por cierto, hace unos dias he vuelto a tener un "encuentro religioso", deje un comentario sobre la separacion religion/instituciones publicas en una red social, y se ve que al tipo del comentario no le parecio demasiado bien que no pensase como el, por lo que me mando un mail, que no comentare porque no le quiero dar importancia a este tipo, pero que al final de el, me decia que rezaria por mi alma, mira, pues parece que le preocupaba mi salvacion.

En el fondo, todos somos un poco fanaticos y obsesivos en mayor o menor grado, vemos gente que se tatua el escudo de su equipo de futbol, tipos que se tatuan imagenes de cristos o virgenes, o fans histericas que lloran haciendo cola durante horas para ver a tipos como el Bieber ese -no se si se escribe asi o no, pero es que no pienso molestarme en comprobarlo-. Yo tambien soy un poco fanatico, si no, que hago escribiendo esto y hablando de nuevo sobre alguna banda de rock and roll que condenara mi alma. Ademas de los mas peligrosos, de los adeptos a los canones clasicos del rock, y a aquella que huele a Southern rock, originaria de una tierra donde por cierto tambien hay un buen numero de pirados.

Y es que amo la musica que proviene del sur de los States, pero hay que reconocer, que aquella America profunda tiene miga. Georgia por ejemplo, fue el ultimo estado confederado en unirse a la Union en 1868, sufriendo la ocupacion de tropas estadounidenses hasta 1870, y por mencionar otro ejemplo, hasta 1961, un crio negro no pudo acudir a la misma escuela que uno blanco, cuando la Corte Suprema habia ordenado el fin de la segregacion racial en las escuelas en el 54. Muchos blancos se fueron marchando de ciudades como Atlanta, que finalmente quedo en mayoria la poblacion negra, y eso al final se nota, sobre todo en la musica.

Atlanta tiene una gran identidad musical, de alli han salido Little Richards, Otis Redding, Alan Jackson, Ray Charles, The Black Crowes, Georgia Satellites o Mastodon, y tambien The Six Shot Revival, una banda que cita como influencias , ni mas ni menos que a Led Zeppelin, Black Crowes, Lynyrd Skynyrd y ZZ Top, ya se merece un voto de confianza. Jon Brown (Guitarra), Marc Phillips (Voz), Brandon Purinton (bateria) y Steve Morrison (Bajo), se han marcado 12 temas que suenan al mas puro estilo del hard rock clasico y el southern de sus mayores.

Tras un primer E.P, titulado "Rebel music", ahora lanzan su debut de larga duracion bajo el titulo de "Greatest hits Vol. 1", aqui lo que hay esta claro, guitarras rockeras, melodias con sabor a bourbon y cerveza, y todas las influencias que ellos mismos proclaman, a los que yo sumaria a Tesla y ese tipo de bandas capaz de mezclar el mejor hard con el aroma de los clasicos del rock, y eso es lo que trae la inicial "Whiskey bent" con unas guitarras muy southern pero impregnadas de la potencia del hard rock.

"Bandit"  tiene un groove que tira de espaldas, bebiendo de los grandes del genero. En una banda de rock duro, los riffs son muy importantes, y Jon Brown tira hacia los 70 con "Southern gentlemen" y un Marc que demuestra sus cualidades y que le imprime caracter a los temas, y es que aunque os parezca raro, en esta cancion suena como Eddie Vedder cantando classic rock. Cuando el comienzo de una cancion te hace mover los pies, es que hay algo especial, y "DeVille" lo tiene, hard con clase.


"A little more action" trae a mi cabeza a Tesla o Badlands, con esa manera de entender el hard rock enraizada en las raices, tanto de su parte britanica como de la americana.  "You love me" contiene unos riffs entroncados en el hard mas americano y un ritmo descarado que te lleva a otros dias. Pero The Six Shot Revival tambien saben sacar potencia, y "Snake eyes' se convierte en un viaje por el desierto lleno de alucinogenos y rodeado por un halo stoner que te pone los pelos de punta, en uno de mis temas favoritos del disco. De nuevo volvemos al classic rock, con ecos de los cuervos negros en este "Lady Luck", pasados por el tamiz del southern. El sur es el sur, y "Gettin' by" ha sido parido en sus carreteras, con todo lo que ello implica, pero teniendo como padres putativos a unos tal Led Zeppelin. En este tipo de discos no puede faltar la huella del blues, y esta presente en "Crazy", pero confundida entre esa melodia hard rockera de toda la vida que te hace sentir una bocanada de aire fresco.


Llevamos diez temas ya, y esto es rock puro y duro, un revival en toda regla pero con personalidad propia, como el siguente tema "It never ends", hard de la vieja escuela. Para terminar, recordad que son de Atlanta, de Georgia, y lo suyo es el rock de toda la vida, el de los rebeldes y los outlaws, y el que se tumba sobre los verdes campos, todo eso recogido en "Rebel music" y su esencia. Lei en algun lado, que deberian entregar este disco a Tylen y Perry, para que recordasen que una vez fueron unos de los mas grandes del rock and roll, yo no elevaria este disco a tanto, quizas, pero si que patea el culo de algun que otro rock star consagrado. Es solo rock, duro, potente, con buenos riffs, una base ritmica metrica y un cantante que cumple a la perfeccion, aportando todo el feeling que la musica pide y necesita. Otro buen disco para la coleccion, ideal para estos dias de calor, recomendado bajo el ventilador y con una cerveza bien fria en la mano.

2 comentarios:

Alex Noiser dijo...

Joder, menuda entradaca colega, la verdad es que algo tienen que tener esos sureños, para sacar los discos que sacan. Me ha molado la historia de tu acosadora, y lo del fulano que rezaría por tu alma. Luego hablan del Islam, si hay casi los mismos fundamentalistas xD. Saludos!

Vinyl Solution dijo...

Culaquier religión (e incluyo el rock and roll ;)) e ideología tiene sus fanáticos fundamentalistas. Yo diría que es inevitable. Por ejemplo, hace poco estuve discutiendo con una católica que ¡era creacionista! ¡No me lo podía creer! Al final le dije que podía no creer en la gravedad, que ella misma. Y yo que pensaba que esas cosas en España no pasaban...

La verdad es que aquí la criminalicación del rock no ha sido muy chunga. Me acuerdo hace unos años en el programa de la infame Curri Valenzuela que pusieron a parir a Lujuria por el tema «Dejad que los niños se acerquen a mí», diciendo ¡que era apología de la pederastia! ¡No se enteraron de nada!

Un capítulo bastante triste es el de la persecución a grupos vascos por la AVT; afortunadamente parece que últimamente no dan la brasa con ello y podemos disfrutar de S.A. y Berri Txarrak en Madrid sin polémicas estúpidas ni prohibiciones.

¡Saludos tío, estupenda entrada!

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...