Etiquetas

domingo, 17 de junio de 2012

TANK...WAR NATION 2012



Siento especial admiración y predilección por aquellos músicos que no se rinden, que no tiran la toalla, que a pesar de todos los sinsabores que muchas veces da el negocio del rock, siguen ahí, apostando por una forma de vivir, sin la que no encontrarian sentido a la vida. Ayer, hablaba con un viejo amigo, uno de esos amigos de verdad, que a pesar de que nos separan miles de km y hacia 8 años que no podiamos hablar cara a cara, ahi estabamos como si nos hubiesemos abrazado por ultima vez el dia anterior. (que grande eres  tio). Y este amigo, músico, profesional en su dia, por afición ahora, me comentaba lo jodido que está el negocio, como mucha de la gente que sigue al pie del cañón, lo compaginan con otros trabajos o negocios que montaron cuando en su dia pillaban algo de pasta. 
 
Hablabamos de como muchas veces, desplazarte a tocar a cualquier lugar, no es que te de dinero, es que te termina costando, al final ni siquieran afrontas gastos, y cuando eso es una vez tras otra, te lleva a plantearte el asunto muy seriamente, porque hay algo que mucha gente parece no querer entender o comprender, y es que los músicos también comen y pagan facturas, quizás esten hechos de una pasta especial, pero sus necesidades son comunes al de resto de los mortales. Aun así, es digno de admirar, ver viejos nombres que siguen en la brecha, buscando su sitio, peleando con bandas jovenes, para las que muchas veces es aun mas frustrante. Antes, con tener instrumento y ampli, tenias las puertas abierta a muchas bandas, y si encima tenias furgo, eras el puto rey. Ahora chavales que tocan como dioses, que se han empapado el puto rock and roll de arriba a abajo, las pasan putas para poder salir del local del ensayo.
 

Por eso, tengo un cariño especial a ciertas bandas, que a pesar de no haber conseguido el favor general, siempre han estado ahí, y una de ellas son los británicos Tank, supervivientes de la NWOBHM, con Cliff Evans y Mick Tucker, que casi 30 años después, siguen lanzando esta maquinaria adelante. Ya en 2012 lanzaron aquel fabuloso "War machine", que también reseñé y podeis leer aquí, y además Cliff se tomó unas birras  en el Motel mientras contestaba unas preguntas. La entrada del ex-Rainbow, Doogie White, giró el sonido de la banda, hacia momentos menos asperos, algo que muchos antiguos fans no entendieron, pero que a mi parecer, les hizo ganar en su nueva forma de encarar el hard rock.

Ahora de nuevo con White a las voces, y el bajista Chris Dale, mas la incorporación de Steve Hopegood a la bateria, vuelven con un nuevo disco,  "War nation", que sigue la senda del anterior, conservando ese sonido característico de los viejos riffs de la NWOBHM y del hard rock mas clásico, con ese saborcillo Rainbow que siempre lleva consigo White en cada disco donde participa. Se que muchos seguiran sin entender el nuevo camino de Tank, pero yo he caido rendido ante este disco, un disco para colocar junto a los de Saxon por ejemplo.


 Abren el disco con "War nation" y uno de esos riffs que a los que llevamos el hard rock dentro te hacen emocionarte, hard and heavy del de siempre, que quereis que os diga, y que viva las Derbi Diablo. "Song of the dead" sigue la misma historia, riffs profundos de la vieja escuela. "Hammer and nails" te tiene que hacer levantar el puño y hacer el signo del diablo por fuerza, vaya canción, potencia y velocidad a partes iguales, recordando viejos tiempos, principio de los 80, cuando Inglaterra era una referencia. "Don´t dream in the dark" recorre el mismo camino, NWOBHM y el viejo hard rock de la mano, es cierto que las comparaciones con Motorhead ya son cosa del pasado, ¿pero y que?.

Melodia a raudales para "Grace of god", que mantiene a su vez un tono épico muy propio del hard n heavy. También hay sitio para un buen medio tiempo lleno de feeling, donde salen las raices mas hard rockeras, como es "Dreamer", tomando White el protagonismo en el tema. Lo cierto, es que la mano del cantante se nota y mucho en esta nueva etapa de Tank, aunque no seria justo no destacar el trabajo guitarrero de Evans y Tucker, que destilan clase y buen hacer por todos sus acordes. Vuelven los sonidos clásicos con "Justice for all", otro de mis temas favoritos, con ese sonido principio de los 80.


Escuchad las guitarras de "Wings of heaven", que bien suena esto tios. "State of the union", se enraiza con el hard rock mas clásico, y vienen ecos de aquel "Stranger in us all" de Rainbow. Cierra el disco "Hard road",  que un gran broche a este muy buen disco. No se lo que pensara mucha gente, acostumbrada a los discos clásicos de la banda, pero los tiempos cambian, y la gente también. Ademas, cuando lo hacen con honestidad, buenas maneras y calidad, bienvenidos sean. Yo caigo rendido ante este tipo de discos, a fin de cuentas, es una música que llevo dentro desde que era un chaval. Bien por Tank, y que duren muchos años.

1 comentario:

ÁNGEL dijo...

Suena very well, tron.

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...