Etiquetas

viernes, 19 de octubre de 2012

SHOOTER JENNINGS -FAMILY MAN


Madurez es una palabra que no me gusta nada. Demasiado utilizada cuando no se sabe a ciencia cierta que decir, no me gusta nada eso de "se nota que ahora tu trabajo es mas maduro", acaso eso no desestima lo anterior a la supuesta madurez. Pienso que todos cambiamos, evolucionamos o simplemente vamos viviendo y asimilando aquello que nos encontramos por el camino. Aunque uno sepa que muchas veces las cosas le vienen dadas o impuestas, intentan vivir mas acorde a como le gustaria, no como le quede mas remedio. Y en ese camino que se va haciendo minuto a minuto, victorias y derrotas, alegrias y tristezas, te van dando un bagaje que a fin de cuentas, en lo que queda en el trastero de la memoria.

Y esas distintas situaciones de la vida, te hacen ver las cosas de una manera o de otra, pero siempre lo mas cercano al prisma del pensamiento que llevamos defendiendo desde quien sabe cuando. Y eso tambièn se nota en la forma de hacer las cosas, y por supuesto, en la forma que la mùsica salga de ese lugar en nuestro interior donde reside guardada hasta que somos capaces de colocar la aguja que haga rodar el vìnilo de los sonidos vitales que nos rodean.


Ese es el paso que existe entre el furibundo outlaw y el sosegado hombre de familia -obviando el tropezòn en el camino que supuso su anterior disco- que ha transformado a Shooter Jennings, en este su nuevo disco, "Family man", donde la esencia sigue siendo la misma, el prisma el mismo, pero las motivaciones han variado en su puesto de prioridades. Y es que ese sonido poderoso del que hacia gala Jennings en sus arrebatos, ahora ha dejado paso a un tipo que prefiere sentarse con su guitarras y su caja de cervezas, a contar las historias que ahora llenan su dia a dia.

"The real me" deja claro que aqui sigue habiendo un tipo que habla de su forma de ser y de la vida que conoce y le han enseñado, con un estribillo que la segunda vez que lo escuchas, ya estas cantandolo junto a Shooter. "The long road ahead" sigue metida de lleno en la mùsica americana, saltando el country de la anterior para dejarse emborrachar del mejor rock de los USA, al mas puro estilo Springsteen, con la colaboraciòn de Tom Morello y Eleanor Whitmore."The deed & the dollar", huele a sur, a desierto y encima la impregana esa slide de una manera que ya no te la puedes sacar de la piel.


Rememorar el mejor country rock es el santo y seña de "Manifesto no. 4", con esos coros alucinantes. Jennings se relaja y se deja llevar para cantarnos acùstica en mano, "Summer dreams (Al's song)", con ese gusto country que reconoces al primer acorde. No podia faltar el rock, que viene de la mano de "Southern family anthem", con esas guitarras poderosas, y todo el sabor sureño que a mi, personalmente, me vuelve loco. Shooter se nos pone nostàlgico con la tierna balada "Daddy's hands", una canciòn que cualquier desearia que algun dia nos cantara alguno de nuestros hijos.

Sigue el momento ìntimo con "The black dog" y su sucesiòn de apergios que sirve de colchòn a la voz de Jennings, en la que es posiblemente una de sus mejores interpretaciones, tomando prestado de la forma de cantar de Johnny Cash, lo cual ya son palabras mayores. "The family tree" suena bluesy, sincero, con un piano que adorna a la perfecciòn la canciòn. "Born" cierra el disco de manera magistral, de nuevo ìntimo, personal, con el corazòn en la mano, de la manera que solo las vivencias son capaces de sacarte hacia fuera.


No se que le parecera este disco a los que prefieren la faceta mas robusta de Jennings, pero està claro que este es el camino que ha decidido emprender, al menos en este viaje llamado "Family man", un disco para escuchar a conciencia, y dejarse llevar por sus historias, su sonido personal y esas canciones que realmente, llenan este disco de maravillosas canciones. Shooter Jennings se ha vuelto un hombre de familia, y el resultado no podia ser mas satisfactorio.

1 comentario:

Dr R. Perkins dijo...

Excelente entrada Nort como siempre, ya me has creado la necesidad de ir tras mi Electric Rodeo ( el del caballito pura sangre azul )

A veces ( algunas veces ) hay que evolucionar o morir, el camino mas corto o mas largo, el tiempo lo dirá.

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...