Etiquetas

domingo, 15 de diciembre de 2013

BOURBON - FANGO


Bueno, ya le estamos dando las últimas bocanadas a este año, a este 2013, que posiblemente no sea de esos años para recordar, al menos por lo bueno. Dicen los de arriba, que vamos viendo el cielo azul, que ls aires de cambio van llegando, que los sacrificios a los dioses, en los que hemos sido doncella o cabrio degollado, han dado su fruto, que ya lo notan, supongo que ellos que nunca han visto menguar sus nóminas o sus ingresos, y que han aprovechado nuestras cabezas hundidas en el fango, para ir sorteando pantanos sin mancharse sus pantalones de marca. Menos mal que nos queda la música, menos mal que nos queda el rock and roll. Al menos este 2013, musicalmente hablando, si que se va a quedar grabado en mis castigados oidos, y muchos de sus frutos, reposan ya en mi atestada estanteria.

Que cosas, más vale pasar página y centrarnos en lo nuestros, en nuestras movidas e historias, que es lo que nos interesa ahora. He visto a estos tios varias veces en directo, y hablé de su demo hace tiempo, "¿Donde te escondes hermano?, y es que, a Bourbon se les veia venir. En directo son una bomba, tanto con sus temas propios, como con esas versiones que se clavan. Desde que comenzaron a saberse noticias de la grabación de su primer larga duración, "Fango", ya esperaba algo bueno, que se fué confirmando, cuando la banda comenzó a dejar ver como iba a sonar el disco. Un viejo amigo, con el que suelo tomar café un par de dias por semana, me decia, "he estado en un ensayo de Bourbon, y no veas como tocan", entre sorbos de café, afirmaba con mi cabeza, mientras pensaba, no lo sabes bien amigo.


El salto de calidad en las canciones de estos tios en grandísimo, y eso, que y atesoraban muchísimo. Su rock clásico, sus ramalazos de southern y esa potencia que desgranan esas guitarras, hacen que desde que comienza esa intro titulada como el propio discos, desees estar pedido en "La charca del diablo", con su riff y esas melodias, sobre todo en ese estribillo donde respaldado por el solo de guitarra, te encuentras en el primer asalto, entregado ya a la causa sin remisión. Las guitarras de Raul, que también se encarga de las voces y de Pitu, son de alto voltaje amigos, y esa sección rítmica que conforman Juanma y Alvaro, no son cualquier cosa. La contundencia de "Johnny ha vuelto a la ciudad", con esas guitarras de ritmos pesados y esa batería que va marcando el tiempo, el estribillo directo, que pedazo de canción, y ojo a la parte final.

"El inquilino" tampoco se queda atrás, con mucho ritmo, y un solo fantástico. La bateria en el disparadero para que suene "El rey", con esos riffs clásicos, un bajo predominante y un muy buen estribillo. "Solo" comienza con una flauta que va dando paso a esas guitarras calmadas y esa calma de medio tiempo bañado en blues, que te va conquistado al mismo paso que corren sus notas. Vuelve la potencia con "Algo me dice que no", sonido muy rockero, clásico, con esos riffs avanzando contra ti, y las historias contadas en sus letras. "El dia de la redención" vuelve a mostrar unas guitarras tremendas, tónica general de todo el disco, siempre con los riffs como referencia y ese intermedio,



"Por si vuelves" se impregna de ese aroma del rock sureño, que se palpa en esas guitarras, que se torna en una maravilla en esa convivencia entre guitarras y flauta, heredado de los mejores momentos de Jethro Tull o de nuestros ÑU. La salvación está asegurada mientras exista el rock de guitarras, y Bourbon son uno de esos mesias encargados de traernos la redención, como hacen con "El condenado", muy rockero, con una base rítmica fantástica y Raul enarbolando la bandera de la banda con sus melodias. Cierran con "No llegarás", de nuevo guitarras pesadas, quizás deudoras de Sabbath, quizás de tantas buenas bandas que perviven en el vaso de Bourbon de estos sanluqueños. Una gran letra, entre solos y ese feeling de gran canción, que por cierto, flota durante toda la grabación.

Desde luego, este "Fango" está entre mis discos favoritos de este año, y siento un orgullo especial, sabiendo que son de mi tierra, y que los llevo siguiendo, desde que los descubriese una noche en la Sala Supersonic, hace ya tiempo, abriendo para Super 400. No busqueis apellidos innecesarios, estos es rock, hard rock a la vieja usanza, de ese que siempre presumió de clase y elegancia, tocado por gente que sabe y siente lo que hace. Espero volver a disfrutar pronto de ellos en directo, porque dos consejos os doy, ni dejeis pasar este disco, ni la oportunidad de verles sobre un escenario, aún recuerdo la cara de un colega que vino a aquel concierto y la mia, cuando estos tios se marcandose covers de Thin Lizzy o Tesla. A por ellos.

3 comentarios:

Rockologia Twit dijo...

Sin duda una banda con un futuro cojonudo. Este álbum está también entre lo mejorcito de "mi" año. Ojalá tengan un poco de suerte.

javistone dijo...

Espectacular disco, les deseo de todo corazón que tengan suerte y puedan grabar muchos discos más. Yo los descubrí en directo en el Z y me dejaron KO. Su versión del Evil is goin on a lo Monster Magnet... sin palabras. Y el disco es sencillamente prefecto, grandes canciones, gran producción, grandes músicos... Se merecen todo lo bueno que pueda pasarles. En mi top 5 en el blog.
Saludos...

Jose Miguel dijo...

Totalmente de acuerdo con todo lo dicho, pero añadir que Fango no sólo son buenos solos y riffs. La producción del disco es de primera con un sonido y unos arreglos sobresalientes, a destacar los coros en la mayoría de los temas. Las letras de los temas son otro de sus puntos fuertes. Y como bien decís en directo son excepcionales.

Bourbon sólo necesitan un golpe de suerte para triunfar. De todo lo demás que hace falta para llegar a lo más alto tienen de sobra.

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...