Etiquetas

martes, 8 de marzo de 2011

BLOOD CEREMONY-LIVING WITH THE ANCIENTS 2011

Tengo el ordenador junto al balcon, por lo que llevo toda la tarde oyendo llover. No se, pero a mi me gusta escuchar el sonido de la lluvia, de las gotas golpeando, se que hay gente a la que la lluvia les pone melancolicos, les transmite tristeza, a mi no, me relaja, a pesar de que soy bicho de sol, reconozco, que no aborrezco las tardes de lluvia.

He pasado grandes ratos al amparo del agua caida del cielo. Recuerdo hace ya tiempo, junto con los colegas bebiendo cervezas y escuchando musica, mientras el cielo atronaba con fuerza y el incoloro liquido golpeaba furioso el asfalto, a la par que el dorado y espumoso liquido inundaba mi mente. Ahora paso, ratos igual de felices o mas, junto a mi familia, esos dias en que te ves obligado a encerrarte ante los estruendo de los truenos y las luces fantasmales de los relampagos.

Solo huyo de la lluvia cuando conduzco, bueno realmente es una excusa, cada dia me gusta muchisimo menos conducir, me siento incomodo dentro de un automovil. No es algo nuevo, tarde muchisimo en decidirme a sacarme el carnet de conducir, mis pies me llevaban a cualquier lado, siempre que mis oidos estuviesen ocupados con rock, ya fuese desde aquel primitivo walkman en el que sonaban Metallica dia y noche, hasta mi actual mp4, que siempre viaja en mi bolsillo, por si acaso.

Entiendo que en la sociedad que vivimos, los automoviles son necesarios, mas de lo que pensamos, y sobre todo en segun que situacion. Aqui, no lo negare, el sistema de transporte publicos no es todo lo bueno que deberia, pero tambien hay que decir a su favor, que tampoco existe cultura de utilizarlo, a diferencia de las grandes ciudades. En mis periplos por Madrid cuando vivi alli, y por Barcelona ocasionalmente, el metro era mi medio de transporte, ademas me gustaba. Siempre salia a la calle con mi bolsa, donde llevaba algun libro, que abria nada mas entrar en la estacion, y por supuesto, con musica en mis oidos. Posiblemente he leido mas libros, sentado en el banco de una estacion de metro o en el asiento de un vagon, en proporcion, por el tiempo pasado sobre una anden, casi mas que en el salon de casa.

Ufff, menudo relampago, porque sigue lloviendo, y esta tarde lluviosa, estoy hipnotizado con la musica de Blood Ceremony, una banda canadiense, cuya musica es ideal para este tipo de dias. Imaginad un cruce diabolico entre Black Sabbath y Jethro Tull, pues esto es lo que nos ofrecen Alia O'Brien - Voz, Flauta y Organo, Sean Kennedy - Guitarras, Lucas Gadke - Bajo y Andrew Haust - bateria, riffs heavys de la vieja escuela, mezclada con atmosfera setentera e irrupciones psicodelicas bajo una imagen oscurantista.

"Living with the ancients", es su segundo trabajo, nueve temas que te envuelve su atmosfera. Abren con "The great god pan" con un inicio donde ya sale a relucir la influencia que Tommy Iommy y cia han marcado a fuego en muchas generaciones, para rapidamente pasar a un campo mas psicodelico, con la hipnotica voz de Alia desplegando el sortilegio durante los 7'30'' que dura el tema.

La mezcla de las guitarra sabbathicas junto a la flauta al mas puro estilo Anderson, suena gloriosa, y "Coven tree" es la mejor prueba de ello, con su estilo doom setentero, que bebe de las raices del prog. Un tema absolutamente bello. Alia y su flauta introducen el siguiente tema, "The hermit", para conjuntarse con unos preciosos apergios de guitarra, que recorren con este instrumental el medievo cual satanico trovador.


"My demon brother", sigue el rastro de la musica setentera, con influencias progresivas, remarcando el sonido pesado, de ese doom primigenio que parieron Sabbath, Coven o Witchcraft, camino que tambien toman los siguientes "Morning of the magicians" y "Oliver Haddo". Otro de los momentos fuertes de este disco es el apoteosico "Night of the augury", donde la dulce voz de Alia bebe de las raices del primitivo hard, resucitando a Led Zep, a Purple, a Uriah heep, bailando al ritmo del riff marcado por Sean, que demuestra una clase magistral durante toda la grabacion.

"The witch dance" es una introducion de flauta, que da paso a las poderosas guitarras del ultimo corte de este "Living with the ancients", llamado "Daughter of the sun", que en sus diez minutos nos lleva con sus pasajes a final de los sesenta y principio de los setenta, a descubrir toda la riqueza de matices capaz de atesorar esta banda, dejando entrever claramente las influencias de Jethro Tull.

Un disco ideal para disfrutar de sus pasajes y melodias, para refrescar los sonidos que dominaron en rock hace unas decadas, para disfrutar de esa mezcla del primer heavy, y del prog rock. Una buena banda para descubrir, cuyo titulo, viviendo con los ancianos, deja evidente sus intenciones.

8 comentarios:

TSI-NA-PAH dijo...

Perfecto para la lluvia! si señor!
un abrazo

Da Muzz dijo...

Razón no te falta en lo de la cultura de transporte público. Mucha gente he conocido que son incapaces de moverse dos travesías si no es con un volante entre sus manos. Ellos se pierden el placer de devorar libros y ecuchar música sin necesidad de estar en casa.
A Blood Ceremony no los conocía, pero le pongo remedio, que las referencia que das son harto excitantes.
Un saludo

Johnny Dibud dijo...

Pinta bien pero tu texto con toda la movida de tormenta y los vehículos me ha evadido en estos momentos. Abrazo.

Aitor Fuckin' Perry dijo...

No, si las tardes lluviosas en casa a tu aire escuchando música mientras lees o escribes o estudias son geniales. La putada es salir de la universidad a las 8 de la noche a primeros de marzo diluviando jajajaj

Una cosa: gracias por decir que cada vez te gusta menos conducir. Todo el mundo me mira mal por decir que no queiro tener coche. Yo siempre que puedo, voy andando. O en transporte público. Vamos, que bien por ti compadre. Este grupo como puedes imaginar no lo conozco, y ese toque progresivo que intuyo no sé si me convencerá aunque si es tan setentero el sonido supongo que sí.

Zeppy dijo...

Aún no tengo el carnét y tambien me encanta usar el metro o, simplemente, pasear, pero sé que me lo debería de sacar, llevo años planteandomelo...

Una gran elección musical para pasar la tarde, si señor.
Un saludo.

Nortwinds dijo...

Veo que hay mas adeptos a coches no, yo me saque el carne con 27 tacos y porque ya me hacia falta, pero ahora solo lo pillo practicamente para trabajar

y la banda, pues tiene un sonido muy guapo, al menos para mi

salud, birra y abrazos para todos

dregenwar dijo...

coche si, por dios. hasta para ir a comprar tabaco tres calles arriba. no se cuantas tarrinas de cd's tengo repartidas entre guantera, bolsillos de los asientos, en las puertas,...

Bergidum dijo...

Muy bueno este disco, lo llevo escuchando hace unos días y me gusta mucho su atmosfera y sonido

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...