Etiquetas

miércoles, 23 de noviembre de 2011

GORDON FIGHTS


No se si lo sabeis, pero los martes es el dia elegido por la Sexta 3 para dedicarselo al cine de terror. Lo cierto es que en este aspecto la programación deja bastante que desear, sobre todo comparada con los titulos que ofrecen de otros generos. Y es que no ahondan demasiado en muchos titulos, muchos de serie b que andan por ahi preparados para ser rescatados, y se van a lo facil, con secuelas de Halloween y alguna mas.

Anoche tocó Battle Royale, que no la definiria como un film de terror en si, es mas una pelicula bastante sangrienta -en mi definición de cine de terror, cabe mas el sobrecogimiento que la sangre a borbotones-. Pelicula japonesa en el que los chavales de una clase de un instituto son elegidos para jugar al battle royale, es decir, los sueltan en una isla y solo puede quedar uno. Entretenida, me gusta este tipo se cine japonés porque coge un poco de aqui y un poco de allá, y va montando una pelicula entretenida mezclando diferentes situaciones e ideas de otras, y al final consigue que te guste.



Es un poco lo que pasa con el rock actualmente. Las bandas van pillando de aqui y de alla, y van dando forma a su sonido, Algunas no pasan de ser meros clones, pero otras montan su sonido inspirado en aquello que les gusta y dandole su personalidad. Aunque bueno, ahora que lo pienso, tampoco es nada nuevo. Led Zeppelin "robaron" de un lado y de otro, y lo adaptaron de manera tan magistral que conseguian que sonase de aquella manera que los hizo una de las bandas fundamentales en la historia del rock.

Y eso es lo que hacen Gordon Fights, combo Sueco, de Estocolmo para ser mas exactos, convencidos en resucitar los setenta -como tantos otros- a base de hard rock y blues, e incluso algun regustillo stoner -back to the seventies a fin de cuentas- con este disco de portada, digamos no demasiado vistosa, pero que si recuerda a esos discos de hard prog de los 70. Viktor Balkewitsch Persson (Voz, Guitarras y , armonica), Rasmus Söderling (bateria y percusion), Tobias Alpadie (Guitarra), Patrik Engström (Bajo) y Anders Carlsson (Teclados y percusion) nombran a Led Zeppelin, Humble Pie, Jimi Hendrix, Free, Captain Beefheart, The Who, Buddy Miles, AC/DC, Wolfmother, Graveyard, The Movements, Lynyrd Skynyrd, The Allman Brothers Band, Cactus, Kyuss o Captain Beyond entre sus principales influencias, asi que ya os podeis imaginar por donde van los tiros.


Diez temas forman este album debut -lanzaron anteriormente un e.p.- que conserva ese sonido añejo y ese pedigrí de las bandas suecas que tanto abundan ultimamente. Esta claro que Gordon Fights no van a ser la proxima banda que vaya de boca en boca, web en web o blog en blog, pero si que se va a ganar un buen lugar en las estanterias de los que gustan del hard de espiritu setentero.

Los siete minutos de la inicial "As I please"  con un comienzo trepidante que va dando paso a un tema mas reposado que viaja en aras del space rock mas psicodelico. "Birds & flowers" y esa guitarra destilando blues rock del mas electrico que sabe a carretera desierta y kilometros por recorrer. Un giro de tuercas hacia las raices del rock seria "I´m gonna wait" con un riff que te taladra y un trabajo vocal que Viktor borda a la perfección. "Dance quite well" mantiene la retorica setentera de todo el album, arrastrandose un poco hacia el southern rock.


"Brothers and sisters" vuelve a mirar hacia las raices, con sus guitarras acusticas y el protagonismo del teclado, en un tema muy pegadizo acompañado de palmas todo el tiempo lleno de feeling y sencillez. De mis temas favoritos de este disco. Vuelven las guitarras rockeras con "Time machine", sonidos mas heavy rock y la sección ritmica machacando. "No rope" tiene ese groove tan caracteristico en este tipo de bandas, y es que realmente, todas las canciones mantienen un nivel muy parejo y alto. "Little darling" aunque compuesto en la fria Estocolmo nos conduce a la calurosa Louissiana con su blues que sabe a ferrocarril y campos de algodón.

"Warrior" comienza muy intenso, con los teclados de fondo rezumando ese sonido purpeliano que da el hammond, introduciendonos en esta especie de letania de sentimientos que le da una intensidad tremenda al tema. Para cerrar el album homonimo de estos suecos, "Parasite" tiene ese honor, en forma de classic rock. Gordon Fights son otra banda mas que mezclan el hard con el blues rock en esa mezcla que busca beber de las fuentes del rock de los 70, o lo que es lo mismo, el principio de la historia del rock duro. De acuerdo que son otra banda mas, pero no por eso hay que dejar de lado este trabajo que puede sorprender y para bien.

1 comentario:

TSI-NA-PAH dijo...

Es impresionante la cantidad de nuevas bandas que estan surgiento con calidad y buen gusto, lastima que les falte a casi tdas algo de verdadera personalidad!
un abrazo

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...