Etiquetas

sábado, 21 de enero de 2012

THE EAGLES -HOTEL CALIFORNIA


El otro dia me ocurria algo muy curioso. Estaba en una tienda, esperando a que me atendiesen. Sonaba una emisora de radio comercial, 40 principales o Kiss FM, una de esas. Comienza a sonar una canción, y unas chicas que habia a mi lado, comentan: "Recuerdas esta canción, la ponian muchisimo el verano pasado en el tal. Si, es verdad, uf que antigua la canción". Yo pensé para mi, si estas dos, supiesen que llevo en el mp4 un disco del 76, el "Hotel California", ¿que pensarian de mi?. Que soy minimo, como Pedro Picapiedra, por el disco, y por no tener Ipod. Y con suerte, aun dirian, "oye, ¿esa canción no es de los Gypsy Kings?"

Pensaba como la música ha entrado en una espiral de usar y tirar. Ahora rompe los charts un tipo con nombre de perro, mañana dios dirá. Y en el rock tampoco nos escapamos de la quema. Quizás que la repercusión mediatica sea menor, hace que el efecto se vea amortiguado, pero también vamos dando boleto a bandas que parecian ser the next big thing, y de las que pasado un tiempo ya casi nadie recuerda. Al menos, si mantenemos una activa memoria historica con aquellos discos, que han escrito la historia del libro del rock, aunque a veces me parece igual de perjudicial, esa actitud que sufrimos en el rock, de obviar a las bandas que salen y solo idolatrar grupos con un pedigrí y un buen numero de años encima.


Con mis pensamientos dandome vueltas en la cabeza, salia de la tienda y volvia a colocarme los auriculares, para que sonaran los acordes de "Hotel California". Siento autentica devoción por este disco, lo reconozco. No se si os pasa, pero hay veces que no se que escuchar. No se si me apetece algo rapido y furioso, o algo mas reposado, dias en los que me cuesta que disco escoger para ese momento o lugar, y The Eagles, es una de esas bandas, que en esos momentos de duda, siempre termina sonando, porque es de esos discos, de los que nunca me canso de escuchar, y además, sigue poniendome los vellos a flor de piel.

Si alguna vez tuviese que montar una ceremonia como los Oscars, y dar premios a mis discos favoritos, sin lugar dudas, en el apartado a mis melodias favoritas, el ganador seria "Hotel California", a pesar de que es un disco musicalmente perfecto, capaz de mostrar tanto la faceta mas soft de la banda, como la mas rockera, y en el que Joe Walsh hace un trabajo increible, las melodias vocales de este disco me siguen atrapando una y otra vez, haciendome soñar, que cuando esté demasiado cansado, y necesite evadirme, salga corriendo a buscar una habitación en el Hotel California.



Don Felder, Don Henley, Glen Frey, Randy Meisner y Joe Walsh editaban este disco un 8 de diciembre del 76, un album que como ellos mismo han declarado mas de una vez, trata sobre la vida,  sobre la perdida de la inocencia, el mundo de las drogas, de las relaciones personales, del espejismo de la fama e incluso del sueño americano.


El disco lo abre, la que es sin lugar a dudas, la canción insignia de la banda, y que les ha hecho traspasar las fronteras de cualquier estilo musical. Desde su letra, victima de miles de teorias, desde conspiraciones satanicas a trafico de drogas, que te invita a perderte en las paredes del "Hotel California", esas maravillosas melodias de un Henley inconmesurable durante toda la grabación, y ese sonido que supieron darle, con un Walsh, mostrando que aunque no aparece normalmente en las quinielas de grandes guitar heroes, es uno de los mejores guitarristas que nos ha dejado el rock.


Existe un autentico Hotel California, en Todos Santos, Baja California, pero a pesar de lo que muchos creen, las fotografias para el disco no se hicieron alli, sino en en el Hotel Beverly Hills, de L.A. Lo que si cuentan que es cierto, que el autentico Hotel California, tenia su leyenda de fantasmas, de una chica llamada Mercedes, que aparecia en el bar, invitaba a los clientes a tomar algo, y luego desaparecia, y que Don Henley convirtió a su vez en leyenda del rock.

Pero este disco no es solo una canción, y el siguiente tema lo deja mas que claro. "New kid in town", fue un autentico hit, con su tono pausado y su melodia, Glen Frey tomando el mando de las voces, y de que manera, para dejar un espectacular country rock, en unos dias en que los criticos atacaban dicho estilo, dandolo por acabado, The Eagles colocaban este tema en las listas, dandoles a todos estos en la cara, de la mejor manera que sabian hacerlo. Pero este disco no son solo bonitas melodias, y las guitarras de "Life in the fast lane", con ese regusto funk tipico de Joe Walsh, echan chispas, demostrando que The Eagles también saben rockear, y como los mejores.


Los arreglos de "Wasted time" y anuncian que esta balada es algo especial, un duelo voz/piano, con la guitarra adornando el tema en un segundo plano, y un Henley tirando de feeling, que te llevan directos al reprise que viene despúes, y que deja claro, por si aun habia alguna duda, que The Eagles, no son solo una banda de grandes melodias, también unos grandes musicos. Aunque nombre una y otra vez a Walsh, el trabajo de Don Felder no se queda atras, ni mucho menos, porque ademas toma el protagonismo  en "Victim of love",  donde de nuevo se asoma el rock, con un estribillo que yo siempre he relacionado con Whitesnake, o mas bien al revés, en los primeros trabajos de Coverdale.

En "Pretty maids all in a row", Joe Walsh toma protagonismo, haciendose cargo de las voces, para dejarnos un sentido medio tiempo, con mucho groove, y menos soft que los de Henley, una de esas canciones, a las que inevitablemente le vas poniendo imagenes a la par que la escuchas. Randy Meisner también tiene su oportunidad, de aportar su voz a este disco con "Try and love again", quedando a la altura de sus compañeros, en una canción con un precioso estribillo, y unas guitarras de la mano de Frey y Walsh, que le dan muchisima vida a esta canción.


Se acaban las vacaciones en el Hotel California, es hora de recoger las maletas, y de nuevo Henley se pone a las voces, para embargarnos en una despedida que dura 7 minutos, y que deja el alma en el aire, con su serenidad y belleza, en otro de esos temas que tiene que poner tus sentimientos a trabajar, si o si. Se termina el disco, pero las puertas del Hotel California siempre estan abiertas, solo tienes que cerrar los ojos y dar al play, para de nuevo conducir por una oscura y desertica carretera, con el viento frio en tu pelo, y acudir a tu cita con Mercedes.

Como definir este disco, ¿Rock?, ¿Pop?, ¿Country?, simplemente una obra maestra de la música, que sigue sonando fresca y atemporal 35 años despues, y que afortunadamente, nunca será ni formara parte, de los hits de un fin de semana, de esos que acaban en la carpeta de usar y tirar. A muchos les sonará a canciónes de anuncios, a otros a versiones lolailas, pero la aportación de este disco a la historia de la música, es algo que afortunadamente, no se le puede colgar el cartel de perecedero. Con vuestro permiso, me vuelvo a poner los auriculares, y me doy otro viaje por el Hotel California.

11 comentarios:

Savoy Truffle dijo...

Discazo, justo hace una semana hablé del tema que da título al álbum.

Un saludo.

4 strongs winds and 7 seas dijo...

Yo recuerdo ir al instituto con el vinilo bajo el brazo cuando salio!Era de los temas que me sabia de principio a fin!Aunque mi tema predilecto es New Kid In Town!Verlos en primera fila fue un sueño cumplido.
un abrazo
Tsi/Jesse

Víctor Hugo Sánchez Salamanca. dijo...

En mi caso suelo escuchar a los Eagles cuando mis oìdos me piden escuchar algo de superclases:)
Aunque cunado me hago mis sesiones privadas con estos tíos, con el álbum que flipo es con 'Deasperado', espectacular.

¡Saludos!

Critical + dijo...

La buena música es atemporal. Las "comercialadas", como bien indicas, son de usar y tirar. Por poner un ejemplo, la reedición del primer LP de Radio Birdman está a 22€ mientras que cualquier CD comercial, en pocos años estará en la cesta de "a 1€" del Carrefour.

Me gustan The Eagles, por supuesto, pero también me gusta la versión de los Gipsy Kings. No me disgusta la rumba onda primeros Chichos, Chunguitos o Gipsy Kings.

Saludos!!

PUPILO DILATADO dijo...

Tengo este disco olvidadísimo la verdad, y, siendo sincero, leyendo la pasión que demuestras por este clásico del rock'n'rol, creo que no estaba en el estado mental adecuado metido como estaba con Pantera, Sick Of It All, Helmet, Suicidal Tendencies y Alice In Chains....

Lo voy a retomar después de escuchar lo nuevo de Foxy Shazam, lo prometo!!

Dr R. Perkins dijo...

Espectacular post Nortwinds sobre un clasico de toda la vida.

Como tu bien dices este album no es solo una cancion ( aunque vaya himno para las generaciones actuales y las que vendran despues)

Y te felicito una vez mas lo has conseguido, levantar mi culo de la silla e ir tras el disco en cuestion para volver a escucharlo.

Mara Bunta dijo...

A mi también me gusta el Hotel California Nort. Hay cosas que se encuentran por encima de cualquier concepto, tiempo, etiqueta o mercado...y eso son los clásicos, la memorabilia.

Benet García dijo...

Ví a los Eagles cuando vinieron a Barcelona. Muy buen concierto y, como no podía ser de otra forma, se marcaron 'Hotel California'.

Geniales y supergenial guitarrista Joe Walsh, una bestia de las 6 cuerdas.

Mr. Self Destruct dijo...

Tronco, a todos aquellos/as que dicen eso, les tiraba un ladrillo a la cabeza, cuánto imbécil. Qué grandes son los Eagles, joder, típica música para padres jajaja (no es una indirecta)

Johnny dijo...

My friend, si tu eres Pedro Picapiedra, recuerda que yo soy Pablo Marmol. Discazo legendario. Abrazo.

Anónimo dijo...

mmm espero no ofenderlos, pero en su momento Eagles era una "bandita más" y honestamente no creo que hayan cambiado mucho la historia de la música; de todas maneras los gustos personales no son materia de discusión posible; mi opinión es esa.

entradas relacionadas

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...