miércoles, 15 de noviembre de 2017

HOUSE OF CARDS -T1/T4-

Algo quiero dejar claro, mi opinión personal sobre Kevin Spacey después de los últimos acontecimientos no debe ni va a influir en mi opinión sobre su trabajo, porque es algo que no veo lógico. Una vez comentado eso, vamos al lío. Como suele ser costumbre, siempre me pongo tarde con todas esas series que todo el mundo recomienda, y luego voy devorando capítulos como si no existiese un mañana, y ese es el caso con House Of Cards. Una serie que viéndola, uno desea que aquello de "cualquier parecido con la realidad..." se cumpla ciertamente, aunque te pones frente al televisor o la radio, y las noticias te hacen pensar que sin llegar a esos límites, el juego sucio de los despachos en política, no es algo que haya salido de la fertil mente de un guionista.


No creo que a estas alturas haya demasiada gente que bien no haya visto HOC o que al menos no sea conocedor de su trama, así que no me voy a centrar demasiado en su argumento (así si alguien aún no se ha decidido a verla y se anima, no se la destripo en demasía), más allá de comentar que narra la historia de Frank Underwood (Kevin Spacey), político del Partido Demócrata y su esposa Claire Underwood (Robin Wright), los asuntos turbios, todos los movimientos muchas veces (demasiadas) sucios de Frank,que no descarta nada para dar buen fin a sus objetivos, para ir escalando dentro de la jerarquía política estadounidense, y la complicidad en todos los aspectos dentro de una relación nada convencional con Claire, que en ambición y falta de escrúpulos no se queda ningún escalón por debajo de su marido. Una serie que engancha, que desde el principio te pone el cebo para que piques y no puedas escapar, no dando opción a dejar pasar ningún capítulo. Solo en la temporada cuarta, se va ralentizando, y aunque consiguen a veces mantener esos picos de interés, es quizás la que baja el nivel. A falta de la quinta, de las noticias de cancelación por el asunto Spacey y de mil historias más, sin lugar a dudas, HOC es una de esas series que no debes dejar de ver.

No hay comentarios: